De perder las cuatro extremidades a soñar con París 2024
Una historia de superación
Un italiano llamado Davide Morana, de 27 años, compartió su historia de superación y la cuenta su novia Cecilia Cano, de la localidad española de Murcia y autora del libro Arriba la vida, en el cual narra esta tremenda historia.
«Yo siempre creí en él, hasta en los peores momentos. Estaba segura de que iba a conseguir todo lo que ha conseguido. A pesar de las cuatro amputaciones, él iba a ser independiente, iba a hacer su vida y así ha sido», explicó Cecilia en declaraciones a la prensa.
En su libro “Arriba la vida”, Cecilia dice que relata una historia de superación en mayúsculas. Son tres palabras que resumen el lema de vida de Davide después de la enfermedad, añade.
Davide contó que hace tres años sufrió meningitis y estuvo al borde de la muerte. Después de 7 días en un coma inducido, el hombre despertó y se dio cuenta que sus extremidades estaban paralizadas; al poco tiempo los médicos tuvieron que amputarlas.
Aparte de la amputación tuvo que someterse a varias intervenciones de trasplante de piel debido a las secuelas que le dejó la meningitis.
Davide manifestó que a pesar del fuerte dolor que sufría con cada operación, quería seguir adelante y volver a su vida cotidiana, por lo que inició con terapias para adaptarse a sus prótesis de brazos y piernas. En la actualidad, cuida su cuerpo haciendo ejercicio y promociona el libro en el que cuenta su historia.
La grabación, que está en redes sociales, muestra el impresionante proceso que atravesó el hombre y cuenta con más de 22 millones de reproducciones y casi 90 mil comentarios, donde los usuarios aplauden la fuerza y valentía de Morana.
“No me imagino mi vida sin el deporte. Empecé con el baloncesto, llegué a ser profesional y antes de la enfermedad estaba preparando un triatlón. Después de la enfermedad, y una vez dominadas las prótesis, quise volver a entrenar y descubrí el atletismo adaptado. Hace un mes me mudé a Madrid. Entrenaba allí de lunes a viernes en el club de atletismo de Las Rozas y el fin de semana volvía a Murcia. Pero tal y como están las cosas con la pandemia estoy en Murcia otra vez. Tengo una entrenadora muy buena que me manda las tablas y las hago aquí”, dijo.
Así la situación, Davide apunta a disputar unos juegos paralímpicos en el 2024 en París. “Si sigo entrenando, y así de bien, tengo muchas posibilidades de llegar”, afirmó a la prensa que le ha visitado para conocerlo más a fondo.

Periodista Marco Tulio Vega.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *